Pueblos bonitos cerca de Dar Es-Salam

Si estás buscando escaparte de la intensidad de Dar Es-Salam, te recomendamos una visita a estos pueblos bonitos que se encuentran cerca de la ciudad. A solo unas pocas horas de distancia en coche, podrás disfrutar de encantadores paisajes y ciudades llenas de cultura y tradición. Uno de estos destinos es Bagamoyo, un pueblo costero conocido por su arquitectura colonial y su historia como uno de los principales puertos de esclavos de África Oriental. También puedes visitar Kaole, un lugar lleno de historia que es hogar de las ruinas de una ciudad portuaria del siglo XIII. Si prefieres un destino más relajante, Pangani es el lugar ideal para disfrutar de playas paradisíacas y aguas cristalinas.

Si estás por visitar Dar Es-Salam y quieres salir de la ciudad para conocer otros lugares cercanos, te recomendamos algunos pueblos bonitos que podrás disfrutar. En este artículo te presentamos cinco títulos principales para que tengas una idea general y ordenada de cada uno de ellos

Pangani

Pangani se ubica aproximadamente a 200 km al norte de Dar Es-Salam y es una pequeña ciudad que antiguamente fue importante como puerto comercial para el comercio de marfil y esclavos. Ahora es conocida por sus playas idílicas, paseos en barco y las ruinas históricas que rodean la ciudad. Uno de los templos más impresionantes es la mezquita del siglo XVIII construida completamente de coral. Si deseas alejarte del bullicio de la ciudad y descansar en una atmósfera relajada, Pangani es el lugar perfecto para visitar.

Bagamoyo

A unos 80 km al norte de Dar Es-Salam, Bagamoyo es un remanso histórico que alguna vez fue un punto de embarque para esclavos. Su centro histórico posee una arquitectura que refleja el estilo de vida costero del siglo XIX y principios del XX. Para los amantes del snorkel y el submarinismo, en Bagamoyo podrán encontrar una costa hermosa con la posibilidad de bucear en arrecifes protegidos. En suma, es un pueblo que ofrece una gran cantidad de actividades y es muy recomendable para visitar en cualquier momento del año.

Zanzíbar

Zanzíbar es una isla en la costa de Tanzania, al este de Dar Es-Salam. Esta isla es famosa por sus playas de arena blanca, sus aguas cristalinas y su cultura como centro histórico del comercio de especias en la región. El casco antiguo, Stone Town, es patrimonio de la humanidad de la UNESCO y posee una arquitectura característica combinando estilos autóctonos, persas y europeos que definen la riqueza de la ciudad. Recomiendo visitar la casa museo con la historia de la esclavitud. La isla cuenta con una gran cantidad de actividades, como visitas a parques naturales, mercados locales e incluso excursiones a otras islas.

Kilwa Kisiwani

Kilwa Kisiwani se encuentra a unas 300 millas al sur de Dar Es-Salam y esta cercano al lago Makatara. El pueblo es famoso por las ruinas de construcciones ahí encontradas, desde el siglo IX hasta el siglo XIII. Entre las edificaciones destaca la Gran Mezquita, que es una estructura de ladrillo muy bien conservada que forma parte del patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. La ciudad fue una de las más importantes del continente durante siglos, y hasta el día de hoy se puede disfrutar de la belleza arqueológica que esta ofrece.

Bongoyo Island

Bongoyo Island es una pequeña isla a solo 2 km de la costa de la ciudad de Dar Es-Salam, conocida por sus playas de arena y su gran variedad de vida marina y terrestre. Es perfecta para un día de playa y picnic, aunque también hay una variedad de deportes acuáticos disponibles. Podrás alquilar una sombrilla y hacer una caminata en la playa para disfrutar de la belleza natural del lugar.

En conclusión, conocer estos pueblos bonitos cercanos a Dar Es-Salam es una maravillosa opción para quienes buscan una experiencia diferente en su visita en Tanzania. Cada uno de estos lugares tiene algo especial que ofrecer. Ya sean playas, ruinas históricas o simplemente una vista panorámica de la costa. Cada uno de estos lugares es un lugarcito al que definitivamente debes de visitar. No pierdas esta oportunidad de conocer los alrededores.

En conclusión, los alrededores de Dar Es-Salam están llenos de pequeños pueblos encantadores que hacen que valga la pena salir de la ciudad por un día o dos. De La Banda a Mbudya, cada uno de estos pueblos tiene su propia belleza natural y cultural única que los hace dignos de visitar. Los visitantes pueden tomar un descanso de las multitudes y disfrutar de la vista del Océano Índico, caminar por los senderos en la naturaleza o simplemente relajarse en una playa de arena blanca. Además, cada pueblo ofrece una variedad de sabores locales y productos artesanales para explorar. Estos destinos cercanos son una excelente opción para una escapada rápida y memorable desde Dar Es-Salam.

Últimas entradas de Olalla Senlle (ver todo)

Deja un comentario