Descubre 5 Pueblos bonitos cerca de Turín (Italia)

Turín es una ciudad italiana ubicada en el noroeste del país de Italia, conocida por su arquitectura barroca y su deliciosa gastronomía. Si estás visitando esta ciudad y quieres explorar los alrededores, hay varios pueblos bonitos que no puedes perderte.

En este artículo te voy a compartir algunos de los más notables cerca de Turín. Rivoli es un encantador pueblo con un impresionante castillo y un amplio parque donde puedes dar un paseo. Susa es un pueblo medieval con una iglesia gótica impresionante, mientras que Moncalieri es famoso por sus palacios barrocos y sus impresionantes fortificaciones.

Todos estos pueblos están a menos de una hora en coche de Turín, lo que los hace una excelente opción para una excursión de un día.

En el norte de Italia existe un sin fin de pequeños pueblos llenos de encanto que merecen ser visitados. Cerca de Turín podemos encontrar varios destinos que nos trasladan a otra época, con sus preciosos paisajes y su rica historia. Aquí les presento los cinco pueblos más bonitos cerca de Turín.

Ivrea

Ivrea pueblos bonitos turin

Situado a tan solo una hora de Turín se puede encontrar la pequeña ciudad de Ivrea. Es conocida por su divertida celebración de La Batalla de Naranjas que tiene lugar todos los años en Carnaval.

Pero, además de esta particular tradición, también tiene un patrimonio muy rico que merece ser descubierto. Su centro histórico es un ejemplo de arquitectura medieval con los antiguos muros y la Catedral de S. Maria Assunta como protagonistas.

Alba

Alba es uno de los pueblos más conocidos de la región de Piamonte, no solo por ser la cuna del famoso chocolate Ferrero Rocher, sino también por su encanto y su historia. La ciudad es famosa por su trufa blanca, que se celebra todos los años en octubre.

Pero Alba es más que eso, es una ciudad con un centro histórico lleno de iglesias, palacios y museos. Una vez en Alba, no pueden perderse la catedral gótica de San Lorenzo y la Torre de la Higuera, uno de los mejores miradores de la ciudad.

Orta San Giulio

Orta San Giulio pueblo bonito turin

Orta San Giulio es un hermoso pueblo que se encuentra a los pies de las montañas que rodean el lago de Orta. El pequeño pueblo es una auténtica joya, con sus angostas calles empedradas y sus viejos muros, parece que el tiempo se ha detenido aquí.

Podrán encontrar algunas de las iglesias más refinadas de la época medieval y renacentista en esta pequeña ciudad, como la iglesia de Santa Maria Assunta o la iglesia barroca de Santa Maria. También pueden disfrutar de un paseo en barco por el lago y explorar la Isla San Giulio.

Asti

Asti es una ciudad llena de historia situada en la región de Piamonte, a menos de una hora de Turín. Es famosa por sus fiestas medievales, especialmente por su “Palio”, una carrera de caballos que se celebra dos veces al año.

Pero además de esto, Asti ofrece una gran cantidad de restos romanos y también algunas iglesias de estilo románico que son realmente fascinantes para visitar. Entre los monumentos que no se pueden perder están el Duomo di Santa Maria Assunta y La Torre Troyana.

Moncalieri

Moncalieri pueblos encanto turin

Moncalieri es una pequeña ciudad que se encuentra a una corta distancia en coche de Turín, pero que parece completamente diferente a la gran ciudad. Con su sorprendente vista panorámica, su centro histórico animado y sus numerosas actividades para toda la familia,

Moncalieri es un lugar encantador para pasar un día tranquilo. Entre sus atractivos turísticos, destacan la hermosa Piazza Vittorio Emanuele II, la Torre Civica y el encantador Palacio de la Casa de Saboya.

En resumen, hay muchos lugares llenos de encanto cerca de Turín que merecen ser visitados. Desde ciudades históricas como Asti, hasta pequeños pueblos con vistas increíbles como Orta San Giulio, estos destinos ofrecen una experiencia única y memorable.

Además, se pueden encontrar muchas actividades divertidas para toda la familia en estos lugares, lo que los convierte en destinos ideales para una escapada de fin de semana.

En conclusión, Turín es una ciudad que vale la pena visitar, pero también hay muchos pueblos hermosos en los alrededores que no debes perderte. Estos pueblos ofrecen una gran variedad de experiencias culturales, desde la impresionante arquitectura de Ivrea y la belleza natural de Avigliana, hasta la historia y el patrimonio de Bardonecchia.

Además, estos pueblos también son famosos por su deliciosa comida y su ambiente acogedor y pintoresco. Si estás planeando una visita a Turín, no te pierdas la oportunidad de explorar algunos de estos pueblos cercanos. Te aseguro que no te arrepentirás.

Últimas entradas de Olalla Senlle (ver todo)

1 comentario en «Descubre 5 Pueblos bonitos cerca de Turín (Italia)»

  1. Durante mi reciente viaje a Italia, tuve la oportunidad de explorar algunos de los maravillosos pueblos y ciudades cercanas a Turín. Aquí está mi experiencia:

    Después de pasar un par de días en Turín, decidí explorar sus alrededores. Mi primera parada fue Milán, a poco más de una hora en tren de Turín. Milán es una de las ciudades más importantes del norte de Italia y es el corazón económico y de la moda del país. Estoy seguro de que los amantes de la moda y el diseño disfrutarán de esta ciudad cosmopolita.

    Luego, visité la Reggia di Venaria Reale, un palacio construido por la antigua familia reinante en Italia, los Saboya. Este lugar ha sido declarado patrimonio de la humanidad de Italia por la UNESCO. Visitar los salones y las habitaciones de la Reggia di Venaria Reale fue como hacer un viaje atrás en el tiempo y adentrarse en el esplendor del estilo barroco europeo. Además, el palacio cuenta con unos maravillosos jardines reales de enormes dimensiones que han sido votados como el parque público más bonito de Italia.

    Después, me dirigí a Langhe y Monferrato, dos zonas preciosas al sur-este de Piamonte. Ambas zonas son conocidas por su excelente enogastronomía y la belleza de sus pueblos, como Monforte d’Alba, Bra, Alba y Barolo. También tuve la oportunidad de visitar algunas bodegas de la zona y degustar algunos de los mejores tintos del mundo.

    A unos 50 kilómetros de Turín, visité Ivrea, famoso por su característico Carnaval en el que los habitantes se juntan en equipos diferentes y realizan una lucha lanzándose naranjas. Ivrea también tiene un antiguo y recogido centro histórico que te encantará, con un majestuoso castillo y los vestigios del antiguo anfiteatro romano.

    Otra ciudad que me impresionó fue Biella, con un centro histórico dividido en una parte baja más moderna y una alta más antigua llamada Biella Piazzo. Esta última tiene una arquitectura típica medieval con elegantes y antiguos edificios, estrechas callecitas y una hermosa plaza central, Piazza Cisterna.

    En el Valle d’Aosta, encontré uno de los castillos más grandes y bonitos de todo el país, el Forte di Bard. Este castillo, de enormes dimensiones y construido en tres diferentes niveles superpuestos, alberga varios museos interesantes y a menudo se realizan en él diferentes exposiciones temporales de arte.

    Finalmente, visité la Cittadella di Alessandria, una majestuosa construcción militar en forma de estrella que tiene 30.000 metros de murallas defensivas. Se considera una de las fortalezas militares mejor conservadas de Europa, y es un lugar muy interesante para visitar en los alrededores de Turín.

    En general, mi experiencia explorando los alrededores de Turín fue increíble. Hay mucha historia, cultura y belleza en estas zonas, y definitivamente recomendaría a cualquiera que viaje a Turín que dedique algún tiempo a explorar estos lugares maravillosos.

    Responder

Deja un comentario